Manel Navarro convence en su concierto en Israel

Segunda parada con éxito para Manel Navarro en su camino a Eurovisión. El representante español en el famoso festival interpretó su canción “Do it for your lover” durante el concierto “Israel Calling” que se celebró este miércoles en el Theatre Club de Tel Aviv ante más de un centenar de fans.

Una actuación que forma parte de su apretada agenda durante el mes de abril para dar a conocer su candidatura eurovisiva por toda Europa y que también le llevó el pasado fin de semana a Londres. Por delante, queda todavía la pre-party de Amsterdam y una visita promocional a Portugal para finales de mes. Con sus característica camisa hawaiana y guitarra en mano, Manel Navarro cumplió con notada solvencia el compromiso y el público israelí recibió con aplausos su propuesta. “No sé si ha sido mi mejor actuación porque estoy algo tocado de la voz tras tantos días de promoción, pero estoy contento con el trabajo y con el cariño que he recibido en Tel Aviv“, comentó a ABC el artista catalán nada más bajarse del escenario.

Manel fue solo uno de los 28 cantantes que acudieron a la moderna ciudad israelí para participar en esta fiesta previa al festival organizada por el Ministerio de Turismo. Un gran éxito de convocatoria, puesto que más de la mitad de los candidatos que pelearán por el triunfo en Kiev estaban anoche sobre el escenario del Theatre Club. La ganadora en 1998 Dana International fue la encargada de reunir a todos los participantes recordando su ya mítico éxito “Diva” y les deseó mucha suerte y fuerzas antes de su gran reto. Algunos de los favoritos para el triunfo dejaron buenas sensaciones durante sus actuaciones. La belga Blanche, cuarta en las casas de apuestas, fue la más aplaudida de la noche con una delicada actuación de su canción “City of lights”. También gustó mucho la francesa Alma, que derrochó elegancia y carisma en el escenario con su contagiosa “Requiem”. El jovencísimo Kristian Kostov, segundo en los pronósticos, sorprendió con su portentosa y madura voz, impropia para el primer artista nacido en el siglo XXI que participa en Eurovisión. El búlgaro, de origen ruso, envolvió al público en la magia que desprende su delicada balada “Beautiful mess”.También hubo espacio para propuestas más bailables como el “Hey mamma” de los moldavos Sunstroke Projetc, que abrió la gala, y apuestas más transgresoras como las de los noruegos Jowst, los letones Triana Park o los lituanos Fusedmarc.

Sin embargo, fueron tres hombres los otros grandes reyes de la fiesta. Por un lado, el sueco Robin Bengtsson. El ganador del prestigioso Melodifestivalen fue el más reclamado por el público y tuvo el honor de cerrar el concierto con una actuación cuidada y muy cómplice de su canción “I can’t go on”, también otra de las favoritas para la victoria. El montenegrino Slavko Kalezic, que vestía una camisa azulona transparente y su característica larga trenza, se ganó el apoyo del público versionando brevemente el éxito israelí “Golden Boy” (2015) para después sorprender con una enérgica interpretación de su tema eurovisivo “Space”. Y, por supuesto, el más aplaudido de la noche fue el israelí IMRI, que jugaba en casa. El cantante, que tuvo algún descuido a nivel vocal, confirmó que su público está con él para lograr un gran resultado en el festival que se celebra dentro de un mes en Kiev. Israel no gana Eurovisión desde el triunfo de Dana International, y ella le brindó todo su apoyo anoche con una especial mención a su propuesta durante el arranque de la gala.

This slideshow requires JavaScript.

La gran mayoría de los participantes viajarán este fin de semana a Amsterdam y 19 de ellos también estarán presentes el 15 de abril en la primera pre-party eurovisiva que se celebra en Madrid y en la que Manel Navarro ejercerá de anfitrión. En esa ocasión, el artista catalán se enfrentará al reto de ganarse el respaldo de su gente dos meses después de su polémica elección en la gala “Objetivo Eurovisión”. Una responsabilidad a la que llegará tras unas intensas semanas de trabajo promocional y una cuidada atención a la puesta en escena que veremos el próximo 13 de mayo en la gran final de Eurovisión.

About Javier Escartín

Javier Escartín

Send this to friend