«Me siento muy respaldado de cara a Eurovisión. En TVE dicen que todos son Manel Navarro»

Manel Navarro encara la conquista de un sueño sin el apoyo que le gustaría tener. Dos meses después de su discutido triunfo en “Objetivo Eurovisión”, el candidato español para el festival no ha conseguido aunar a toda la comunidad eurofan. Sin embargo, él lo tiene claro: “Las críticas llegan de un grupo muy reducido“. De momento, el artista catalán se ha empleado a fondo para ganarse a los seguidores del concurso ante las acusaciones de amaño: ha comenzado una extensa promoción por Europa, no deja de dar entrevistas y ultima una puesta en escena de la mano de grandes profesionales donde no habrá lugar para la improvisación. Incluso desafía al fantasma de los abucheos y ejercerá de anfitrión en la primera fiesta eurovisiva que se celebrará en España el próximo 15 de abril pese a las advertencias de TVE. Y es que, aunque la polémica le acompañará hasta el mismo día de Eurovisión, Manel Navarro sabe que este momento es único y quiere exprimirlo al máximo.

Nuestro compañero de ABC y colaborador de ESC+Plus en esta aventura ha viajado con él hasta Israel para ser testigo en exclusiva de ese trabajo de promoción. Tres días de muchas entrevistas, actuaciones, compromisos… y un gran deseo depositado en el Muro de las Lamentaciones de Jerusalén. “Ojalá se cumpla”, asegura nuestro representante.

Manel Navarro, en el Muro de las Lamentaciones de Jerusalén – J.E.

– Han pasado ya casi dos meses desde aquella polémica gala en la que fuiste elegido como nuestro representante en Eurovisión. ¿Cómo te encuentras en este momento?

– Está siendo una experiencia brutal. Mi equipo y yo no paramos de hacer promoción y de preparar la puesta en escena para el festival. Acabo cada día muy cansado, pero compensa porque está siendo una etapa muy divertida y me siento muy realizado.

– ¿Te imaginabas que ser el candidato español para el festival implicaba asumir tanto trabajo, responsabilidad y también interés mediático?

– ¡Me lo imaginaba incluso peor! (ríe) Me ha sorprendido gratamente este mundillo eurovisivo y estoy muy contento de haber sido el elegido en “Objetivo Eurovisión” pese a todo lo que pasó.

– Ya has estado en Londres, Tel Aviv y quedan por delante Amsterdam y Portugal. ¿Cómo está recibiendo el público extranjero tu propuesta? ¿Percibes buenas vibraciones?

– A la gente de fuera le está gustando mucho nuestra candidatura. La reacción del público está siendo positiva y creo que estamos haciendo una buena campaña de promoción. Mi canción está muy alejada del resto de propuestas de este año y creo que eso también juega a nuestro favor. Puede que ya solo por eso nos vaya bien.

– Yo creo que a la gente le gusta mucho la parte en castellano de “Do it for your lover” e incluso algunos pedirían menos inglés en tu canción. ¿Tú también lo has comprobado?

– Yo, al principio, no era muy partidario de introducir castellano en la canción porque yo canto en inglés casi siempre. Pero viendo la reacción que ha tenido el tema en su formato para Eurovisión, creo que fue una muy buena idea. Lo latino está muy de moda en el mundo de la música y la gente lo ha agradecido. Además, es también otra manera de diferenciarnos con respecto al resto de candidatos.

– El público europeo te apoya, pero no sé si ocurre lo mismo en casa. El próximo 15 de abril actúas en la primera fiesta eurovisiva que se organiza en España y la posibilidad de que seas abucheado está muy presente. ¿Cómo estás viviendo tú esa situación?

– Tengo muchas ganas de ir. Hasta donde yo sé, el concierto va a ser espectácular y las entradas se están vendiendo a buen ritmo. La Riviera es una sala donde todo artista quiere tocar. No sé lo que me voy a encontrar, pero nunca se me pasó por la cabeza no ejercer de anfitrión en un evento así.

– ¿A qué te refieres cuando dices que no sabes qué te vas a encontrar?

– Ya sabes… (ríe) Pero creo que va ir todo bien. Al principio, TVE no quería que fuera por lo que pudiera pasar. Pero, como te he dicho, yo siempre tuve claro que debía estar. ¡Cómo no voy a ir a la pre-party de mi país! Insistí mucho y, al final, dijeron que sí.

– ¿Está siendo el eurofan español injusto contigo por lo que pasó en “Objetivo Eurovisión”? Tu reñida victoria frente a Mirela, las sospechas de amaño…

– Las críticas llegan de un grupo muy reducido. Cada día recibo decenas de mensaje de apoyo a través de las redes sociales. Aunque entiendo que haya ‘hate’: no puedes gustarle a todo el mundo.

– ¿Has vuelto a ver la gala o has preferido olvidarla lo antes posible?

– Solo una vez.

– ¿Y cuándo la viste qué pensaste?

– Me vi la cara y era evidente que no lo estaba pasando bien. Me quedo con lo positivo, que es que gracias a esa gala conseguí ser el representante de España en Eurovisión. Lo malo lo intento dejar a un lado.

– Algunos de tus compañeros también te han criticado y han arrojado sospechas sobre tu triunfo. LeKlein dijo que tuviste trato de favor y que ensayaste más que el resto.

– No es cierto. Tuve el mismo tiempo para ensayar que los demás y no sentí que TVE estuviera más a mi favor frente al resto de propuestas de mis compañeros.

– Teníais un grupo común de WhatsApp. ¿Se sigue diciendo algo en él o ha quedado muerto tras toda la polémica?

– Por el grupo ya no hablamos tanto, pero entre nosotros sí. Con Mario Jefferson me llevo muy bien. A Paula y LeKlein las vi un par de veces en persona y Maika me invitó a un concierto próximo. Y también fui a apoyar a Mirela cuando cantó en Madrid hace poco y le deseé mucha suerte.

– La polémica se cobró una víctima: Federico Llano, que ya no es el jefe de delegación de España en el festival. ¿Qué tal te llevas con los nuevos jefazos? El entendimiento entre TVE y los artistas que van al festival siempre ha estado en entredicho…

-De la salida de Federico Llano me enteré por Twitter. Y con Ana María Bordás y Antonio Losada me llevo muy bien. Les veo contentos y felices y están poniendo todo de su parte para lograr un gran resultado. Como ellos dicen, en TVE todos son Manel Navarro.

– ¿Qué se puede decir de la puesta en escena que habéis ideado para Eurovisión? ¿Lo tenéis todo atado?

– Sí. Tenemos una idea concreta de lo que queremos hacer y no vamos a dejar nada a la improvisación. Mi banda estará conmigo en el escenario, llevaré la guitarra, aunque la tocaré menos tiempo y la idea de playa, surf y alegría va a impregnar toda la actuación. ¡Es todo lo que puedo adelantar por ahora!

– En muchas entrevistas transmites la idea de que te conformas con no quedar último. ¡En Eurovisión hay que ir a ganar!

– Si doy esa impresión, lo lamento porque no es así. Yo voy a Kiev dispuesto a ganar o a dejar a España en una muy buena posición. No pienso en otros posibles escenarios porque estamos trabajando muy duro para conseguir un gran resultado. Este viaje a Israel para cantar en Tel Aviv es un ejemplo.

– Supongo que Eurovisión forma parte de las peticiones que has depositado esta mañana en el Muro de las Lamentaciones de Jerusalén…

– No voy a decir lo que he escrito, pero obviamente hay un gran deseo de lograr algo importante en Kiev. Y ojalá se cumpla.

About Javier Escartín

Javier Escartín

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

X

Send this to friend